El árbol de la seda, albizia julibrissin 2022

[wpseo_breadcrumb]

Puntos importantes a la hora de sembrar un Árbol de la seda:

  • ¿Cuándo?

    La siembra del árbol de la seda lo debemos realizar durante la primavera por medio de semillas o esquejes de la misma planta.

  • ¿Dónde?

    Por tratarse de una planta arbustiva se debe sembrar en el jardín o en lugares donde pueda desarrollarse bien y a sus anchas.

  • ¿Cómo regamos?

    Debemos regar la planta de forma abundante y poco frecuente, sin encharcar.

  • ¿Cada cuánto regamos?

    Se recomienda realizar riegos más frecuentes durante los primeros años de vida del árbol de la seda.

  • ¿Qué cuidados requiere?

    El árbol de la seda soporta bien los suelos húmedos, sin encharcamientos y es muy tolerante con aquellos cercanos al mar, calizos y pobres en nutrientes.

  • ¿Qué plagas y enfermedades le afectan?

    El árbol de la seda puede verse afectado por el ataque de la mosca blanca y de avispas que se sienten atraídas por dichos insectos.

¿Qué características tiene la planta del árbol de la seda?

La planta del árbol de la seda recibe el nombre científico de Albizia Julibrissin.

Es muy conocida también como acacia de Constantinopla, parasol chino y mimosa, entre otros. Pertenece a la familia de las fabáceas y al género albizia.

Es nativo del Asia subtropical y templada desde Turquía, Irán, Pakistán, Nepal, Bután, India China, Tailandia hasta Japón.

Se caracteriza por ser un árbol del tipo caduco que puede alcanzar los 4 a 10 metros de altura y posee una copa ancha y aparasolada.

El tronco del árbol de la seda tiene una corteza grisácea lisa y claramente lenticelada con ramas jóvenes glabras y angulosas. Sus hojas son alternas, bipinnadas que pueden medir de 20 a 40 cms., con 6 a 12 pares de folíolos sésiles que pueden ser elípticos, oblongos y asimétricos.

Entre las características de sus hojas también se destaca que tienen el ápice acumado, mucronado y obtuso y además redondeado, son verdes y generalmente pubescentes en el envés. Las inflorescencias del árbol de seda se forman como cabezuelas globosas sobre pedúnculos que se integran en racimos o panículas terminales o axilares.

Cada panícula produce entre 20 a 25 flores sésiles, subsésiles con un cáliz tubular verde y pubescente, dentadas y con corola gamopétala en forma de embudo. Sus flores le dan nombre al árbol ya que carecen de pétalos y forman un ramillete denso de finos estambres de color rosáceo que asemejan a hilos de seda.

Entre los cultivares del árbol de la seda el denominado “Rosea” presenta flores de un hermoso color rosa intenso. Mientras que en el cultivar “Umbrella”, las hojas del árbol de la seda son de un verde más intenso y las flores tienen los estambres de color rosa fuerte y los estambres rojizos.

El género Albizia al que pertenece el árbol de la seda está dedicado al noble florentino, Filippo degli Albizzi quien la introdujo en Europa desde Constantinopla. Pero el árbol de la seda recibe el hombre por el epíteto que acompaña al nombre científico “julibrissin” que es un vocablo del persa “gul-i-abrisham o flor de seda.

¿Cuándo sembrar el árbol de la seda?

La siembra del árbol de la seda lo debemos realizar durante la primavera por medio de semillas o esquejes de la misma planta. En el caso del cultivo mediante semillas, éstas deben ser sometidas a un tratamiento con agua caliente o ácido sulfúrico antes de su siembra.

El proceso se denomina choque térmico que consiste en poner las semillas en agua hirviendo por unos segundos y luego dejarlas en agua normal por 24 horas. Cuando se siembra por esquejes se deberá cortar una porción de 1,5 cms del árbol de la seda y sembrarlo durante la primavera.

¿Dónde plantar el árbol de la seda?

Por tratarse de una planta arbustiva se debe sembrar en el jardín o en lugares donde pueda desarrollarse bien y a sus anchas. El árbol de la seda crece en suelos fértiles y con muy buen drenaje por lo que se puede sembrar en jardines o en invernaderos.

Cuando la siembra se realiza en macetas se debe trasplantar a su sitio definitivo ya que puede alcanzar varios metros de altura y necesita espacio.

¿Cómo regamos el árbol de la seda?

Debemos regar la planta de forma abundante y poco frecuente, sin encharcar. Es necesario mantener las raíces húmedas sin excesos que puedan ocasionar enfermedades causadas por hongos y afectar la vida de la planta.

¿Cada cuánto regamos el árbol de la seda?

Se recomienda realizar riegos más frecuentes durante los primeros años de vida del árbol de la seda. Los expertos prefieren riegos de 3 a 4 veces por semana durante el verano y de 5 a 6 días el resto del año.

Pero lo más importante es comprobar la humedad del sustrato para verificar sus necesidades hídricas. La planta del árbol de la seda desarrolla un gran sistema radicular cuando es adulto por lo que necesitará de poco riego.

¿Cómo sembrar un árbol de la seda paso a paso?

  1. Seleccionar las semillas, previamente germinadas y/o un esqueje de 15 a 20 cms que venga de un ejemplar sano y robusto.
  2. Elegir un envase o maceta profunda y ancha ya que la planta es del tipo arbustiva.
  3. Preparar un sustrato a base de tierra suelta, ligera y rica en nutrientes. Puede ser un mantillo mezclado con perlita a partes iguales.
  4. Rellenar la maceta y sembrar un máximo de 3 semillas del árbol de seda, en la superficie y cubrir con el sustrato.
  5. Regar de forma abundante sin encharcar. En el caso del esqueje se deberá pulverizar.
  6. Ubicar en un lugar en el exterior y a pleno sol.
  7. Trasplantar cuando el ejemplar necesite más espacio para su desarrollo y crecimiento.

¿Qué cuidados necesita el árbol de la seda?

  1. El árbol de la seda soporta bien los suelos húmedos, sin encharcamientos y es muy tolerante con aquellos cercanos al mar, calizos y pobres en nutrientes.
  2. Para su cultivo, el árbol de la seda prefiere suelos de tipo medio, pero bien drenados.
  3. Es agradecido con la buena iluminación y prefiere los lugares soleados y cálidos de los que toma los nutrientes para su desarrollo.
  4. Por tratarse de un árbol caduco es capaz de soportar temperaturas de hasta -15 ºC, durante el invierno.
  5. Es una especie de arbusto tolerante con las sequías ya que su sistema radicular le ayuda a guardar reservas de agua para su consumo.
  6. La planta no requiere de podas, que en lugar de ayudar pueden perjudicar su crecimiento.
  7. Se deben realizar podas únicamente en caso de presentar ramas rotas, afectadas por el viento y las heladas.
  8. Algunos expertos recomiendan abonar con sustancias ecológicas, como el guano, desde comienzos de la primavera y hasta finales del verano.

¿Qué plagas y enfermedades afectan al árbol de la seda?

Qué plagas y enfermedades afectan al árbol de la sedaEl árbol de la seda puede verse afectado por el ataque de la mosca blanca y de avispas que se sienten atraídas por dichos insectos.

El árbol de la seda puede verse afectado por el ataque de la mosca blanca y de avispas que se sienten atraídas por dichos insectos.

Ante la presencia de insectos y moscas se recomienda desinfectar la planta con químicos que contengan ácidos grasos, y posteriormente con insecticidas.

También la cochinilla puede afectar a la acacia el árbol de la seda, clavando su pico chupador sobre hojas, tallos y frutos y sacando su savia. Los expertos recomiendan usar una mezcla de agua con jabón biodegradable (lavavajillas) y limpiar bien la planta para librarla de las cochinillas.

¿Cuánto tiempo vive el árbol de la seda?

Es un árbol que tiene poco tiempo de vida cuando se le compara con otras especies, lo máximo que llega es a 3 décadas.

¿Cuánto tiempo tarda en crecer el árbol de la seda?

El árbol de la seda crece con lentitud y puede tomarse hasta 10 años de su vida en este proceso.

¿Cuánto tiempo tarda en producir frutos?

No existe un tiempo definido para la producción porque influyen muchos factores, sobre todo los del entorno. Lo usual es que sea a partir de los 4 años.

¿Se puede cultivar en una maceta?

Es posible trabajarlo en maceta sin que vea mermada su salud.

¿Cuántas veces produce fruta el árbol de la seda?

Produce una sola vez al año.

¿Se debe polinizar el árbol de la seda para obtener frutos?

Sí. La polinización se realiza con la intervención de insectos que son atraídos por las características de sus flores.

¿Cuánto frío puede tolerar el árbol de la seda?

Es capaz de trabajar sin problemas con temperaturas que lleguen hasta -15° C.

¿Cuántos árboles de la seda se pueden plantar por hectárea?

No existe un número determinado de plantas que se puedan sembrar por hectárea, pero lo recomendable en no excederse de 100 ejemplares.

¿Qué tipo de fertilizante necesita el árbol de la seda?

Le va bien con las fertilizaciones hechas con base en el estiércol bien fermentado aplicado una vez al año.

Para ayudarle todavía más, también se pueden aprovechar los abonos equilibrados de tipo mineral.

¿Cuánto calor y/o sequía puede tolerar el árbol de la seda?

Le va bien tanto con calor como con sequía sin que sufra mucho por eso.

En caso de que la temperatura del entorno sea muy elevada y esté plantado a pleno sol, sí que sería conveniente suministrar riegos para evitar una posible deshidratación.

Referencias bibliográficas

¿Ha sido útil esta publicación?

Puedes dejarnos un comentario por si tienes alguna pregunta que no ha sido respondida en este artículo. Además, también puedes subir una fotografía si es algún problema que tiene tu planta o árbol :-). Haznos saber si te ha gustado esta publicación. Esto nos ayuda a mejorar.

Sobre el autor


ACACIA de CONSTANTINOLA (Albizia julibrissin) ARBOLES Y ARBUSTOS


Albizia julibrissin, Árbol de la seda o Acacia de Constantinopla,
Aunque no es una verdadera Acacia, sino una especie de un género próximo (Albizia) perteneciente a la misma subfamilia Mimosoideae, dentro de la familia Fabaceae. caducifolio que puede llegar a los 15 m de altura. El fruto es una legumbre glabra y comprimida, lo cual hace que las semillas sean expulsadas a cierta distancia del árbol. Es originaria del sureste y este de Asia, desde el este de Irán hasta China y Corea.
En el S.XVIII se introdujo en Europa gracias al botánico italiano Antonio Durazzini y se ha aclimatado perfectamente a diversos climas, incluso soportando fuertes heladas invernales. Es un árbol caduco. Las flores son las que le dan nombre ya que carecen de pétalos y forman un ramillete denso de finos estambres de color rosáceo que recuerdan a hilos de seda. De ahí el nombre. Estas flores son muy ricas en néctar así que si se planta en el jardín, tendremos visitas frecuentes de insectos libadores.
En la naturaleza, el árbol tiende a crecer en llanuras secas, en los valles de arena, y las tierras altas. Se ha convertido en una especie invasora en el Japón y los Estados Unidos, en este último muy extendido desde el sur de Nueva York, Nueva Jersey, y al oeste de connecticut a Misuri e Illinois y al sur de la Florida y Texas, también se cultiva en California y Oregón, pero allí no son invasivas. También crece en toda Europa.
La corteza se usa para curar heridas y como antihelmíntica. Las semillas se usan como alimento para el ganado y la fauna silvestre, y las flores, dulcemente perfumadas, son una fuente de néctar para las abejas.
Los extractos en dosis altas se ha encontrado que poseen efectos antidepresivos en ratones, muy probablemente mediados por el receptor  HT1A. En la medicina tradicional china Albizzia julibrissin (合欢花He Huan Hua) se utiliza para alimentar el corazón y calmar el espíritu.

READ  Cómo hacer un estanque paso a paso y en cualquier material