Cómo germinar una semilla

Si quieres aprender cómo germinar una semilla en casa, ya sea de tomate, lenteja, haba, etc., y lograrlo de la forma más rápida y efectiva posible, sigue leyéndonos en este práctico e interesante artículo de EcologíaVerde.

La germinación de las semillas es uno de esos procesos que sigue resultando una pequeña maravilla de la naturaleza sin importar cuántas veces la presenciemos. Se trata de algo muy sencillo, pero que a su vez depende de varios factores y, por tanto, puede verse afectado de muchas formas.

Antes de pasar a hablar de cómo germinar semillas en casa, hay que aclarar que hay unas pocas condiciones generales a tener en cuenta para que las semillas germinen. Esto es lo que necesitas para germinar una semilla:

Época

Algunas semillas pueden plantarse en prácticamente cualquier época del año, especialmente si lo hacemos en interior, pero otras, en cambio, no pueden ser plantadas en cualquier momento. Presta atención a la especie de planta que vas a cultivar y a su época de siembra óptima. Busca la información en Internet, libros o bien pregunta directamente al profesional del lugar en el que adquieres las semillas y los materiales para trabajar con las plantas.

Esto es especialmente importante en plantas de exterior o zonas expuestas al clima local: no querrás que tus semillas no germinen, o peor aún, que lo hagan y mueran poco después por el exceso de frío o calor.

Germinadores

La gran mayoría de semillas pueden germinarse sin problemas con un pequeño semillero o incluso un simple tarro. Sin embargo, hay semillas que producen una especie de gel o mucosidad al germinar: son las llamadas mucilaginosas. Este mucílago retiene mucha humedad y, si la semilla no se airea adecuadamente, provocará que acaben pudriéndose. Algunos ejemplos de semillas mucilaginosas son la albahaca, la mostaza, la rúcula y la chía.

READ  21 plantas repelentes de mosquitos

Para germinar este tipo de semillas necesitaremos germinadores, que podemos hacer nosotros mismos o adquirir. Aquí puedes aprender más sobre Cómo crear un germinador.

Contenedor o sustrato

Germinar semillas en un germinador o maceta, así como en un semillero, es muy sencillo. Pero en estos últimos casos, la mezcla de sustrato que usemos será vital. Una vez más, depende de cada tipo de semilla, pero podemos recomendar una mezcla que funcionará de forma excelente en la inmensa mayoría de casos.

Para prepararla, mezcla una parte de fibra de coco, otra parte de humus de lombriz y una última parte de turba. Mézclalas hasta conseguir un sustrato homogéneo, que será ligero y muy rico en nutrientes. Luego, esparce algo de vermiculita y perlita para acabar de optimizar sus propiedades.

Si vas a germinar las semillas en un bote, escoge uno de cristal de tamaño adecuado que te permita ver el estado de las semillas, como en la imagen de abajo.

Riego y humedad

Las semillas necesitan habitualmente de una humedad abundante para germinar. Sin embargo, un exceso de esta será tan fatal como la sequía, ya que las semillas pueden pudrirse o verse atacadas por hongos. Es necesario que controles los niveles de humedad en tus semilleros, tarros o macetas y que no dejes que se encharquen.

Cómo germinar una semilla - Qué se necesita para germinar una semilla


Cómo germinar una semilla más rápido | Huerto Urbano Villarreal | Método de la servilleta


Subscribe/Suscríbete: http://bit.ly/2c1HnXn
Página de Facebook: https://www.facebook.com/lahuertadealex
Twitter: https://twitter.com/AlexSenderMsk
Instagram: https://instagram.com/alessandro_meza
Mi correo: [email protected]
Camarógrafa:
Instagram: https://www.instagram.com/fannyaramos/